GeoCaching, BookCrossing y CouchSurfing o los viajes 2.0

BookCrosing en Münich

BookCrosing en Münich

Hace unos días estando de paseo con un amigo por el impresionante Englischer Garten o Jardín inglés de Münich, encontramos el libro de la foto visible en un rincón del parque. – ¡Anda! esto es del bookcrossing! – me comentó Paco.

Y de ese hallazgo surgió la idea de este post o sobre cómo las redes sociales e internet forman ya parte de la cultura viajera y de un nuevo modo de entender los viajes, mucho más cercanos y sociales gracias a todas las herramientas que tenemos hoy y que prácticamente hace 5 años no existían.

Hoy comentaremos 3 “modas” viajeras que han dado la vuelta al mundo y cuya base es internet y la web 2.0.

GeoCaching

A medio camino entre “La búsqueda del tesoro” que hacíamos en casa cuando éramos pequeños escondiendo papelitos con pistas hasta encontrar el tesoro y el senderismo se crea el Geo Caching. Se dice que esta modalidad nació con los piratas, que escondían sus tesoros y marcaban su posición para poder encontrarlo de nuevo.

Todo lo que se necesita es un GPS con el cual poder encontrar el tesoro o “caché” como se denomina el “bicho”. Las coordenadas se pueden encontrar en varias páginas webs de geocaching junto con detalles y pistas. Los cachés y pistas se encuentran escondidos en lugares de la naturaleza, la montaña y espacios naturales en general.

Entre los cachés más famosos está un Mr. Potato que ha ido dando tumbos por todo el mundo.

Esta es una actividad que aparte de ser genial cuando te encuentres de viaje en algún paraje natural puedes usarla como entretenimiento si viajas con niños.

Aquí están todas las reglas del GeoCaching en español. También existen algunas aplicaciones para móvil como OpenCaching disponible para iPhone y teléfonos Android.

Web oficial de GeoCaching

Web en español de GeoCaching

BookCrossing

También conocido como BC tiene más de 1.000.000 de seguidores en todo el mundo con miles de referencias registradas.

La mecánica del BookCrossing es sencilla: se etiqueta un libro con un número de identificación o BCID que puedes conseguir en webs como esta de BookCrossing, se libera el libro en la “jungla” para que alguien lo “caze” y luego a seguir las peripecias del libro a lo largo y ancho del Mundo.

Una vez has leído el libro lo ideal es comentar tu opinión sobre el mismo en la web y así compartir tus impresiones sobre la lectura y recomendaciones.

Existen variantes del BookCrosing con CD de música, postales, o incluso bicicletas como el proyecto BikeCrossing del cual hay una web española muy interesante.

Así que si estás de viaje y no quieres cargar con un libro visita esta web y encuentra uno en el país al que viajes y luego déjalo de nuevo… o llévatelo de viaje para dejarlo en otro lugar.

CouchSurfing

Seguramente ya hayas oído hablar de esta modalidad de “alojamiento y guía”. La idea es compartir con otros viajeros tu casa para alojarlos y servirles de guía turístico por uno o varios días.

Hay toda una red mundial y aunque la idea inicial que desprende es la de “puedo viajar y alojarme gratis sin gastarme una perra” en realidad hay mucho más detrás de esta iniciativa, ya que te da la oportunidad de conocer a gente de otros países, compartir conocimientos, experiencias y tener auténticos amigos por todo el mundo.

En la web de CouchSurfing puedes encontrar información sobre viajeros que necesitan alojamiento o un guía por tu zona o publicar tu propia nota si viajas fuera.